Busca soluciones no problemas
En la vida de cada cual se van presentando situaciones mas o menos comprometidas y dificiles. Esos son los problemas. A estos problemas se les encuentra soluciones. Y estas han de responder al problema como tal. Sin embargo a veces parece que las respuestas vuelven a ser problemas, tal vez mas dificiles que aquel que se pretendio solucionar.

Lo primero, ante un problema, es conocerlo, identificarlo. Porque a veces el problema esta ahi y la respuesta no se busca porque no se quiere aceptar que el problema es real. Esta huida o negacion no resuelve obviamente nada.

Cuando se llega a la aceptacion de los acontecimientos, como primer y saludable paso hay que dar la verdadera calificacion. Es muy dificil de solucionar un problema cuando tenemos tendencia a la sobredimension de los hechos y se le ponen caracteristicas y facultades casi imposibles de solucionar o enmendar. Esto es relativamente frecuente cuando la persona que analiza tiene muy poca confianza en si misma, no lo acepta, sin embargo y pone siempre fuera de su propio yo lo mas dificil, lo que casi no tiene solucion.

Otra cuestion dificil es la busqueda de los causantes o protagonistas del hecho problematico. Muy frecuentemente se comienzan a distribuir culpas o responsabilidades hacia algunas personas que estamos deseosos de retar o responsabilizar por cuestiones anteriores o porque simplemente no resultan simpaticos.

Tambien es frecuente que el problema no tiene que ver con ninguna persona iniciadora o responsable, sino que es de otra indole y claramente no resolvemos nada porque estamos muy ocupados en encontrar culpables. Resulta entonces que, por esta inculpacion, surgen nuevos problemas sin encontrar soluciones para los verdaderos.

Lo mas dificil en la solucion de cualquier problema es la negacion del mismo. Para solucionar cualquier conflicto o problema tenemos que aceptar su existencia ante todo.

Precisamente con esto se mide con frecuencia la adultez y madurez de cualquier persona.

Hay una tendencia infantil a poner todo en diminutivo lo cual es un modo sutil de negar su real y verdadera existencia. Los niños cuando lo hacen tratan de evitarse miedos o angustias.

Pero tal tendencia se mantiene a veces en el adulto y no permite justipreciar dimensiones reales en los problemas.

Un muy importante tema a dilucidar cuando hay que resolver algun problema es determinar correctamente a quien o quienes les tocaria tal mision o tarea. A veces este factor tan importante no es atendido y esto hace que se complique mas aun la situacion.

Algunos se obstinan en ser los indicados para la solucion y sin embargo, definitivamente, no lo son. Otros, sin embargo, que debieran asumir la responsabilidad, la rehuyen.

En definitiva, problemas en la vida, siempre existen y hay que saberlos enfrentar, calculando primero su dimension o importancia mas o menos exacta y despues de esto encontrar las personas que pueden y quieren resolverlo.

Lo importante es no crear, a partir de estos problemas, otros nuevos. Es necesario buscar soluciones, no nuevos problemas.

Autor: Rev Santiago Matheu

 





Leave a Reply.