Todos luchamos por sobrevivir, y hacemos uso de nuestros conocimientos, habilidades, experiencias y capacidad fisica en dias normales.

Cuando las cosas comienzan a fallar, y el orden logico y honesto de hacer las cosas no funciona, nos volvemos estrategas como Jacob, utilizamos ardides, y hasta engaños disfrazados de verdad para solucionar los problemas, y vemos que dan resultados, pero por poco tiempo; luego acudimos a los amigos y a las instituciones diversas, las cuales al solventar la situacion nos brindan un leve respiro, pero a un costo altisimo, y asi, la ola de problemas se va haciendo mas y mas inmensa, hasta quedar rodeados de aguas de muerte lenta.

Esa es la ayuda de Egipto, la que esta afuera, la que nos ayuda pero luego nos desespera.

Dios nos esta llamando a que nos quedemos quietos, la Biblia dice que nuestra fortaleza estara, en la quietud, aquella que espera en El, como la que tenia Eliseo, al saberse rodeado de enemigos, el seguia quieto, y entonces Dios hacia la obra.

Dios tambien quiere hacer milagros en tu vida, ya te diste cuenta que Egipto te ayuda pero luego te mata, en cambio, Dios te ayuda y te da vida.

Quedate quieto, dedica grandes momentos para la oracion, gime, llora, confiesa tus pecados a Dios, dile que ya no puedes mas, manifiestale como te sientes, se sincero con Dios, no niegues tu debilidad.

Dios esta esperando verte quieto, para venir en tu ayuda, Dios desea verte solo, asi como estuvo Jacob, y  le dijo a su familia en el desierto que se marcharan adelante de el, y cuando quedo solo, vino el angel de Javet.

Dios tambien quiere visitarte, El tiene lo que necesitas, El vendra en tu ayuda, lo ha prometido y lo cumplira.

“Ciertamente Egipto en vano e inutilmente dara ayuda; por tanto yo le di voces, que su fortaleza seria estarse quietos" (Isaias 30 : 7 )

Autor: Dr. Jose Luis Gonzalez, Miami Florida, USA
 





Leave a Reply.